el poder del lenguaje

El poder generador del lenguaje

Sobre la importancia de cómo le dices las cosas a los demás y a ti mismo

Te propongo un reto. La próxima vez que suceda algo negativo en tu vida, que tú consideres como un problema, en lugar de lastimarte con mensajes destructivos intenta fijarte en las oportunidades de mejorar que te ofrece esta nueva situación.

La vida te ha hecho un regalo

Las #emociones, los #pensamientos y las #palabras forman un ciclo que se retroalimenta:

  • Cuando pensamos provocamos reacciones bioquímicas en el cerebro el cual libera sustancias químicas que envía al resto del cuerpo.
  • Estas sustancias químicas desencadenan reacciones físicas para alinear el estado del cuerpo con el pensamiento originado en el cerebro.
  • Posteriormente se envía un mensaje de confirmación al cerebro de que el cuerpo ya está ‘sintiendo’ exactamente lo que el cerebro está pensando y retroalimenta el estado mental que lo generó.
  • Así se cierra el ciclo y esas sensaciones a las que llamamos “emociones” son el pensamiento hecho química y manifestado en el cuerpo.

El hecho es que los pensamientos y las palabras son dos caras de la misma moneda, por lo que teniendo un poquito de cuidado con las palabras que utilizas, con los demás y contigo mismo, serás capaz de cambiar emociones y conseguir que pasen cosas buenas.

En definitiva lograr tus #objetivospersonales y #objetivosprofesionales.

  1. No existen Fracasos, existen Errores.
  2. No existe un No si un Todavía delante.
  3. Sí al Aunque y no al Pero.
  4. Nada es un desastre, solo existen una serie de aspectos a mejorar.
  5. Nadie te hace hacer nada, tú tienes todos los méritos de las cosas que te suceden en la vida.
  6. Nadie te puede hacer sentir nada, tú eres el único responsable de tus emociones.

Por favor, antes de cualquier evento de cuyo resultado dependa vuestra felicidad, tenga el significado que tenga para vosotros, PENSAD:

  1. QUÉ os decís a vosotros mismos?.
  2. CÓMO os lo decís?.
  3. Si vuestro lenguaje os MOVILIZA a la acción?.
  4. O por el contrario, os PARALIZA?

Si tenéis clara la respuesta a estas preguntas podréis asistir a vuestra #reuniónfamiliar, #consejodefamilia, #consejodeadministración, #juntadeaccionistas, #comidadelosdomingos, o #cenadepareja con cierta seguridad de que al terminar os sentiréis mejor que al inicio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *